15 consejos para hacer tu maleta para el balneario

26/03/2019 -

Has programado tu viaje de relax… ¡una escapada a uno de nuestros balnearios! Ya has decidido si vienes en coche, en tren o en autobús y los días que te vas a quedar. Tienes incluso una lista con todos los lugares de la ciudad que quieres visitar. ¡No falta nada! Bueno sí, un pequeño detalle, hacer la maleta. Y ya sabemos que eso es lo que más estresa en un viaje. Qué llevar, qué dejar, los ‘por si acaso’ y los ‘¿me estaré olvidando de algo’? Pues sigue leyendo nuestro post y apunta: pasos a seguir para preparar tu maleta para venir a Caldaria.

La maleta adecuada. Ese es el primer paso para que hacer tu equipaje sea una tarea sencilla. Y no solo hacerlo, sino también transportarlo. Aunque pienses que una maleta grande va a ser tu gran aliada, nada más lejos de la realidad. Piensa que luego tendrás que cargar con ese maletón y resultará incómodo. Aunque viajes en coche hasta tu lugar de destino, una maleta demasiado grande llena de cosas que no necesitas ocupará espacio en tu habitación. Mejor, ser práctico. Además, seguro que la mitad de las cosas que llevas ni siquiera las vas a utilizar. Y lo sabes.

Elegir maleta

Una lista con lo que necesitas. ¿No eres muy de listas? Mal,, porque gracias a ella podrás recordar todo lo que tienes que meter en la maleta. Apunta primero aquello que no puede faltar en tu equipaje. Pero consúltala, de nada sirve que hagas una lista bien completa y que luego no compruebes que has incluido todo en tu maleta.

Primero, lo importante. Si metes primero lo importante (un par de bañadores) seguro que no lo olvidarás. A partir de ahí completa tu equipaje con lo que necesitas: mudas, neceser, etc. Y para el final lo que quieres llevar por capricho… si cabe.

Llevar bañador

Gorro y chanclas, por favor. Es uno de esos imprescindibles para tu maleta de balneario. Su uso es obligatorio en los balnearios, así que debería ser lo primero de tu lista y tu maleta. Y bueno, si finalmente no lo has metido (a pesar de las advertencias) nosotros podremos ayudarte. Pero no digas que no te hemos avisado.

Los huecos libres también son espacios. Hacer la maleta a veces puede recordar al popular juego del tetris, así que toca aprovechar los huecos que quedan en tu equipaje. Por ejemplo, dentro de los zapatos puedes guardar algunos accesorios, gomas para el pelo si lo tienes largo, calcetines… Se trata de optimizar el espacio.

Hacer una maleta

Enrolla, enrolla, enrolla. Ahora que está tan de moda seguir los consejos de Mari Kondo, llévalos a la práctica. Para seguir aprovechando al máximo el espacio de tu maleta enrolla tus prendas, incluso puedes enrollar unas dentro de otras para que ocupen lo menos posible. Este truco empléalo principalmente con aquellas prendas que no se arrugan fácilmente. Eso sí, olvida las cajas divisorias por mucho que Marie lo diga. Es una maleta, no un armario.

Piensa en las combinaciones. Muchas veces (todos) metemos en la maleta por secciones ,es decir, primero las camisetas, luego los pantalones, después las faldas y finalmente los zapatos. Parece lo lógico pero, ¿te has planteado si esas ‘partes de arriba’ son normalmente las que utilizas junto a la prenda de abajo? No vale de nada llevar tus cosas favoritas si luego no hay manera de que combinen. Planteate elegir aquellas prendas con las que puedas realizar más combinaciones y dejar en casa esas que solo puedes ponerlas con otra prenda concreta. Si eres un espíritu libre respecto a las combinaciones de ropa, entonces mete lo que quieras.

Combinaciones de ropa

Lo más voluminoso, puesto. Si decides llevar una chaqueta, un abrigo o algún elemento especialmente voluminoso , como una almohada de viaje, llévalo puesto o incorporado en lugar de en la maleta. Por cierto, si no eres de aquí y piensas que como es primavera no hará frío, estás en un error. En Galicia (y sobre todo en Ourense) tenemos dos estaciones, invierno y verano. Y estas puedan convivir perfectamente en el plazo de un solo día. Advertido quedas.

Espacio extra. No lleves tu maleta absolutamente a rebosar. Seguro que acabas comprando algo durante tu escapada, desde un cosmético termal a algún producto típico de la zona y ¿donde lo llevarás si en tu maleta no coge ni un alfiler? Si es necesario lleva dos maletas pequeñas en vez de una grande y reserva algo de espacio para los souvenires. Agradecerás haberlo hecho.

Lo más pesado en el fondo. Aquellas prendas más pesadas u otros objetos que tengan un peso considerable deben ocupar el fondo de tu maleta. Así tu equipaje estará compensado.

Preparar una maleta

¿Cómo guardamos los zapatos? Uno de los elementos más difícil de encajar en nuestra maleta son los zapatos. Ocupan bastante y nos preocupa que puedan manchar otras de nuestras prendas. Lo primero se soluciona aprovechando su interior. Y para evitar que las suelas entren en contacto con tu ropa podrías utilizar la clásica bolsa de plástico, pero un gorro de ducha se ajustará mucho mejor.

Cuidado con los líquidos. Si nos preocupa que los zapatos manchen nuestra ropa, ni que decir de los productos líquidos, geles o cremas que llevamos en nuestra maleta. Un truco infalible para evitar que se derramen es sacar el tapón, poner en la salida del producto un trozo de plástico, de ese mismo que utilizas para conservar tus alimentos, y poner de nuevo el tapón. Así tus botes tendrán un cierre de seguridad artesanal.

Cuidado con los líquidos

Funda de gafas para tus cables. Si siempre te peleas con tus auriculares que se enredan en el cargador de tu teléfono que al mismo tiempo se convierte en una maraña con el de tu tablet, organízalos y guárdalos en una funda de gafas. De esa manera conseguirás que no se líen unos con otros.

Los aparatos electrónicos, protegidos. Si vas a un balneario seguro que piensas en descansar y desconectar, así que lo mejor es reducir el uso de los aparatos electrónicos. Con todo, sabemos que es muy difícil renunciar por completo al teléfono o la tablet, así que llévalos en tu maleta de la manera adecuada, esto es, en su funda y amortiguado con algunas prendas de ropa.

Funda de ordenador

Bolsas vacías. ¿A que no habías pensado en eso? Y.. ¿a que ya te ha pasado alguna vez que quieres guardar la ropa sucia o los zapatos en una bolsa y, oh sorpresa, no has traido? No hace falta que vayas al super y compres un refresco y pagues por la bolsa. Llevarla de casa es más cómodo. Lleva un par en el fondo de tu maleta.

Una mini-maleta. ¿Qué es una mini-maleta? Pues, al menos, una muda de ropa y lo imprescindible en un bolso de mano. Si vienes en tu propio coche no hará falta y es improbable que en el tre y en el bus puedas perder la maleta. Pero la cosa cambia si vienes en avión.Tu maleta puede llegar a tiempo… o no. Así que mete tu bañador, el cargador del móvil y una muda de ropa en tu bolso. Que si luego no hace falta, pues mucho mejor.

Equipaje de mano

Medicación. Uno de los puntos que deben ir al principio de tu lista es la medicación. No, no estamos hablando de aspirinas por si te duele la cabeza, esas podrás encontrarlas en cualquier farmacia; pero si estás tomando algún tipo de medicación por prescripción médica es otro de los imprescindibles de tu equipaje. Normalmente ese tipo de medicación solo se vende con receta. Así que no debes olvidarla. Si puedes, llévala en el bolso de mano y sino, en un lugar seguro en tu maleta.

Tapones para los oídos. Vas a pasar la mayor parte del tiempo dentro del agua, así que, si no quieres que entre agua en tus oídos puedes incluir en tu equipaje unos tapones.

Tapones para los oídos

 

Documentación, por favor. No te olvides de los documentos necesarios. Además de los más frecuentes, como el DNi o el carné de conducir. En el caso de los balnearios sería útil que llevases aquellos informes médicos que consideres pertinentes. En el establecimiento habrá un equipo médico a tu disposición, pero si tienes algo que pueda resultar relevante y agilizar el proceso, será bienvenido.

Ahora que ya tienes algunos trucos infalibles para hacer la maleta, no lo dudes, prepara tu maleta, revisa nuestras ofertas y ven a nuestros balnearios. ¡No te pierdas nuestro pack de vacaciones de Semana Santa y nuestro especial primavera gastronómica! ¡Te esperamos!