Los mejores refranes españoles

Los mejores refranes españoles

| Caldaria Hoteles y Balnearios

Los refranes españoles reflejan una sabiduría popular basada en la experiencia y en el sentido común. Son frases cortas, a modo de poema breve, a veces en forma de pareado, que tienen su origen en las vivencias cotidianas más habituales, las relaciones sociales y familiares, el trabajo, la climatología o el ámbito agrícola, entre otros. Debido a su antigüedad algunos tienen cierto poso retrógrado que los ha dejado en desuso, pero otros no han perdido su sentido y siguen de plena vigencia.

Según la RAE un refrán es un dicho agudo y sentencioso de uso común y aunque la palabra es de origen francés refrain, los españoles han sido unos maestros en el uso y creación de estos dichos populares. La tradición oral ha perpetuado con mayor facilidad los de rima sencilla (son mucho más fáciles de recordar) y los que se pueden aplicar a la vida actual. ¿Y tú, eres fan del uso del refranero o por el contrario te ríes de quien los aplica siguiendo el famoso “Hombre refranero hombre majadero”? Sea como sea, no podemos negar que forman parte de la idiosincrasia nacional, incluso Cervantes los recogió en el Quijote por boca del entrañable Sancho Panza, quien siempre tenía un refrán para cada situación. Si quieres conocer algunos de los mejores refranes españoles< sigue leyendo y conoce su verdadero significado.

“Ojos que no ven corazón que no siente”

Ya decía Aristóteles que “No se puede ser feliz sino al precio de cierta ignorancia”, refiriéndose igual que con el dicho español, que cuando no sabes de algo no te preocupa y no lo sientes, ya sea en el aspecto personal o por puro egoísmo hacia los males ajenos.

“Quien se fue a Sevilla perdió su silla”

Cuando a alguien que se levanta de su sitio y al volver lo encuentra ocupado se le canturrea de manera irónica este refrán. Parece ser que el origen de la expresión está en la pugna por el Arzobispado de Sevilla, quien lo iba a ocupar marchó a Santiago de Compostela a preparar el cargo del segundo y resulta que al volver éste había ocupado su lugar quedando él sin sitio.

“Como Pedro por su casa”

Este refrán se utiliza para hablar de una persona que se mueve con total tranquilidad y confianza en un entorno extraño. También se usa con una connotación peyorativa hacia personas que tienen una actitud arrogante o de exceso de confianza. El origen más probable de este refrán alude a la figura del rey Pedro I de Aragón y su primera victoria de una ciudad musulmana para el Reino de Aragón en la batalla de Alcoraz.

“A quien madruga, Dios le ayuda”

Con este dicho se define la importancia de realizar las tareas a su tiempo, organizadas, sin dejarlas para otro momento. Justo en el otro extremo hablaríamos del refrán “No por mucho madrugar amanece más temprano” que habla de cuando por el contrario quieres correr más de la cuenta y te sale mal, por precipitado.

“En abril aguas mil”

La climatología ha dado origen a muchos de los refranes españoles, tanto porque afectan al campo y sus cultivos como para explicar ciertos fenómenos atmosféricos característicos de cada mes o estación del año. “Hasta el cuarenta de mayo no te quites el sayo”, “Año de nieves año de bienes”... existen un sinfín de dichos que usamos de manera habitual.

“El saber no ocupa lugar”

El saber, los conocimientos, son tan importantes para nuestro desarrollo personal que pensamos que aprender de todo y a diario es vital, y en parte es verdad. Como el saber no es algo tangible parece que en nuestro cerebro hay sitio para todo lo que aprendemos, pero lo cierto es, que este órgano es capaz de almacenar aquellos conocimientos que generan un valor para nosotros y ‘olvida’ el resto.

“Más vale tarde que nunca”

Utilizamos esta expresión cuando sucede o hacemos algo que lleva tiempo esperando, resaltando la importancia, de que hacer algo más tarde de lo previsto es mejor que no hacerlo nunca. Una historia atribuye al filósofo Diógenes de Sínope esta frase cuando siendo ya mayor quiso aprender música y alguien le dijo que era viejo para eso, contestando él con esta sentencia.

“A mal tiempo, buena cara”

Con este refrán podemos referirnos a que una mala climatología no nos debe amargar y es mejor poner una sonrisa porque para algo será bueno. También puede referirse a que ante la situaciones adversas mantener una actitud positiva y no desanimarse te ayuda a afrontar mejor un momento difícil.

“Dime con quién andas y te diré quién eres”

Este refrán español indica que puedes llegar a conocer a una persona por el grupo de gente de quien se rodea. Se puede utilizar en un contexto positivo, ya que te habla sobre sus posibles gustos y aficiones, o en un contexto negativo, ya que te sirve para juzgar a alguien por las malas influencias de sus amigos que pueden llevarle por el mal camino.

“No hay mal que por bien no venga”

Está de moda sacar lecciones positivas de cualquier circunstancia pero la sabiduría popular ha tratado este tema desde siempre. Con este refrán se expresa que ser optimista ante las adversidades ayuda a superarlas, que siempre se aprende algún aspecto positivo que te ayuda en tu crecimiento personal. En el otro extremo tendríamos una expresión como “Al perro flaco, todo son pulgas” que dice que cuando las cosas van mal, todavía salen peor.

Entre los mejores refranes españoles encontramos muchas frases sobre la salud que utilizamos a menudo, “Desayunar como un rey, comer como un príncipe y cenar como un mendigo”, “Más vale prevenir que curar”, son algunos de los más mencionados y totalmente vigentes. ¿Estás de acuerdo con estos refranes? ¿Utilizas alguno de vez en cuando?

¿A qué esperas? Elige tu experiencia Caldaria
'VERÁN TERMAL' 9 NOCHES

'VERÁN TERMAL' 9 NOCHES

Oferta

PROGRAMA SOCIAL DE LA XUNTA PARA LA TEMPORADA ESTIVAL -NUEVOS TURNOS SEPTIEMBRE Y OCTUBRE-

Ver más